La aerolínea United Airlines envío a dos perros de manera equivocada al otro lugar del mundo y la mascota que debía llegar a Kansas, Estados Unidos fue a Japón. Cuando Kara Swindle fue a retirar a su pastor Alemán en el aeropuerto de Kansas City le entregaron a un grandanés y no tenían la menor idea del paradero de su perro; la dueña del animal explicó que fue una situación muy desesperante y estresante para ella: “No tenían idea de dónde estaba el perro. Rompí a llorar al instante porque todo esto ha sido un torbellino. No sabían dónde estaba Irgo hasta las 2:30 a.m. del miércoles cuando el avión aterrizó en Japón”.

Cabe destacas que este no ha sido la primera ocasión que la línea aerea tiene problemas con las mascotas, hace poco se reportó la muerte de un Bulldog Francés que viajaba en cabina  porque el personal dentro del avión obligó a su dueña a ponerlo en el compartimiento superior con las maletas resultando en la asfixia del cachorro.